““La Directiva de Protección de Datos ha sentado las bases del modelo de garantías más avanzado del mundo, aunque queda trabajo por hacer””

La Agencia Española de Protección de Datos ha organizado la Jornada ‘‘Pasado, presente y futuro de la Directiva Europea de Protección de Datos’’ cuando se cumplen 20 años de la entrada en vigor de la norma.

  • La directora de la AEPD, que ha presidido la Jornada, ha señalado que el sistema europeo de protección de datos diseñado por la Directiva ha marcado un hito en la defensa de los derechos de los ciudadanos, sirviendo de referente para desarrollos normativos dentro y fuera de la Unión
  • El ministro de Justicia ha destacado durante la inauguración la firme actitud que se ha tomado para regular en el Reglamento las condiciones que permitan el ejercicio de los derechos de los ciudadanos, entre ellos, el derecho al borrado

(Madrid, 5 de noviembre de 2015). La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) ha celebrado hoy la Jornada ‘‘Pasado, presente y futuro de la Directiva Europea de Protección de Datos’’ cuando se cumplen 20 años de su entrada en vigor, una norma de la que emana la Ley Orgánica de Protección de Datos. Este vigésimo aniversario coincide con el proceso de revisión del marco normativo de protección de datos de la Unión, que desembocará en la aprobación del Reglamento general, cuyas negociaciones se prevé que concluyan en el mes de diciembre y que será de aplicación directa en todos los países de la UE.

La directora de la AEPD, Mar España, que ha presidido la Jornada, ha señalado que el sistema diseñado por la Directiva de Protección de Datos “ha sentado las bases del modelo de garantías más avanzado del mundo, aunque queda trabajo por hacer” Así, ha subrayado que la Directiva ha marcado un hito en la defensa de los derechos de los ciudadanos, al tiempo que ha servido de referente para los desarrollos normativos dentro y fuera de la Unión.

La jornada ha sido inaugurada por el ministro de Justicia, Rafael Catalá, que ha destacado la firme actitud que se ha tomado para regular en el Reglamento las condiciones que permitan el ejercicio de los derechos de los ciudadanos, como el derecho al borrado y el derecho de oposición. Asimismo, ha apuntado que el nuevo marco que viene a sustituir a la Directiva debe preservar los principios que han hecho de la norma vigente “una referencia mundial”.

Durante la conferencia de apertura, el rector de la Universidad de Namur (Bélgica) y profesor de la Facultad de Derecho, Yves Poullet, ha puesto de relieve el “periodo de transición” en el que se encuentra la protección de datos y ha apostado por encontrar soluciones tecno-legales en el ámbito de la privacidad que permitan el cumplimiento de la normativa.

Por su parte, el supervisor europeo de protección de datos, Giovanni Butarelli, ha incidido en la necesidad de llevar a la práctica “el espíritu de la Directiva del año 1995” y ha puesto de relieve “la plena vigencia” de los principios de la actual normativa. Butarelli ha confiado en que la reforma del marco europeo, cuya entrada en vigor está prevista en torno a julio de 2018, alcance, al menos, otras dos décadas de vigencia.

La presidenta de la Comisión Nacional de Protección de Datos de Portugal, Filipa Calvão, que ha participado en la mesa redonda sobre las perspectivas de las Autoridades de supervisión, ha subrayado la necesidad de contar con los recursos humanos, materiales y financieros necesarios para llevar a cabo sus cometidos. Asimismo, ha señalado que la protección efectiva de los derechos fundamentales sólo es posible si las Autoridades poseen una independencia efectiva, así como potestades similares.

El catedrático de Derecho Administrativo y antiguo director de la Agencia José Luis Piñar, que también ha participado en la mesa redonda junto a Giovanni Butarelli y Filipa Calvão, ha recalcado la importancia de las autoridades de protección de datos como autoridades independientes de control. Durante su intervención, Piñar también ha destacado el papel de la AEPD a la hora de potenciar los desarrollos normativos de protección de datos en Iberoamérica, y de cómo el modelo europeo, y en particular el español, han sido referentes del modelo de América Latina.

El responsable de la Unidad de Protección de Datos de la Comisión Europea, Bruno Gencarelli, encargado de realizar una presentación sobre la proyección de la Directiva en el futuro Reglamento general, ha asegurado que la Directiva “va a sobrevivirse a sí misma”. Para Gencarelli, ésta tiene una vitalidad renovada; en primer lugar, porque sus principios fundamentales se han actualizado y han adquirido rango constitucional; y, en segundo lugar, por la naturaleza dinámica de los principios y normas de la Directiva.

Respecto a los principios básicos de protección de datos recogidos en la Directiva, la directora de la AEPD ha incidido en que con el próximo Reglamento europeo existe la oportunidad de puntualizar algunos temas e introducir otros que completen la respuesta ante los nuevos retos. “No se trata de redefinir los fundamentos del marco de protección de datos, sino de construir sobre unos cimientos sólidos como los que ofrece la Directiva”, ha recalcado. En este sentido, ha indicado que el Reglamento mantiene los principios que estableció la Directiva, amplía el catálogo de derechos de los interesados, precisa algunos de los mecanismos de control que éstos tienen sobre sus datos, y desarrolla con mayor detalle el modo en que debe proporcionarse la información a los ciudadanos.

FUENTE ORIGINAL: AGENCIA ESPAÑOLA DE PROTECCIÓN DE DATOS